Endometriosis

La endometriosis es una enfermedad benigna, y de origen desconocido, que afecta a las mujeres durante su edad fértil o reproductiva.

¿Qué es la endometriosis?

El endometrio es la membrana que recubre el interior del útero. La endometriosis se produce cuando las células de este tejido o capa crecen fuera del útero, en otras zonas cercanas, como en cualquier parte del abdomen (ovarios, intestino, vejiga…).

En estos casos, las células no pueden ser eliminadas cuando se tiene la menstruación, como sí sucede con las del útero cada mes.

¿Cuáles son los síntomas?

Las señales de alerta más frecuentes son las siguientes:

  • Dolor durante la menstruación provocado por fuertes contracciones uterinas.
  • Sangrado abundante.
  • Molestias durante las relaciones sexuales o incluso dolor, sobre todo si la endometriosis se localiza en alguna zona que pueda verse presionada durante la penetración.
  • Pequeños sangrados entre regla y regla, pero no es lo habitual.
  • Problemas de fertilidad, aunque no siempre sucede la endometriosis puede dificultar el embarazo en algunas mujeres.
  • Molestias a nivel lumbar y dolor en las deposiciones son otros síntomas que afectan a algunas pacientes.

Sin embargo, a veces la endometriosis no provoca ningún síntoma y se descubre por casualidad al realizar una ecografía de control durante la revisión ginecológica.

Otras veces la mujer no da importancia a algunos síntomas por considerarlos normales y, a menos que las reglas sean muy dolorosas, haya sangrado entre menstruaciones o no consiga quedar embarazada, no suele consultar al ginecólogo. 

¿Cuál es el tratamiento?

Este dependerá de la edad de la mujer, de la gravedad de los síntomas y del deseo de tener o no hijos. Cuando los síntomas son leves, se suelen tratar con analgésicos habituales, tipo paracetamol, o bien con antiinflamatorios, como el ibuprofeno. Si el dolor es más intenso, puede ser necesario que el médico recete fármacos más fuertes, pero en ningún caso se deben tomar por cuenta propia.

Para evitar que la endometriosis vaya a más, se puede seguir una terapia hormonal. El ginecólogo indicará qué opción es la más adecuada en cada caso: píldoras anticonceptivas, progesterona (en cápsulas o en inyecciones), u otros fármacos como los agonistas de la gonadotropina.

Ni los analgésicos ni la terapia hormonal curan la enfermedad, pero sí pueden mejorarla y aliviar los síntomas. También se ha demostrado que practicar ejercicio físico de manera regular y las técnicas de relajación ayudan a disminuir el dolor.

¿En qué casos es necesario operar?

Cuando no se consigue una mejoría, la patología progresa o si se lleva tiempo intentando un embarazo sin éxito, la única solución que queda es la cirugía. La intervención puede ser de dos tipos:

  • Laparoscopia, a través de pequeñas incisiones, si el crecimiento del endometrio es menor.
  • Laparotomía, abriendo el abdomen, cuando las lesiones son más extensas.

La cirugía es la única terapia curativa, lo que no significa que vaya a garantizar un embarazo en el futuro, pues el hecho de no quedar embarazada podría deberse a otras muchas razones.

Por otro lado, en aquellas mujeres que no desean tener hijos y tienen síntomas graves, como mucho dolor o sangrado abundante, la histerectomía o extirpación del útero junto con las trompas de Falopio y los ovarios es la opción más recomendable. Si los ovarios no se quitan es probable que la endometriosis reaparezca.

¿Existen factores de riesgo?

  • Se cree que hay un componente hereditario en la endometriosis, por lo que es frecuente que la padezcan madres e hijas.
  • Las mujeres que tuvieron su primera regla a una edad temprana tienen mayor riesgo de sufrir este trastorno.
  • También las que nunca han estado embarazadas y las que tienen reglas largas, de duración superior a una semana, y con sangrado muy abundante. Al parecer, el embarazo tiene un efecto protector sobre el desarrollo de endometriosis.
  • Estudios recientes sostienen que la endometriosis podría estar relacionada con la aparición de algunos tipos de cáncer de ovario, pero no se trata de una situación común.

Artículos de Endometriosis

Tags relacionados con Endometriosis